Entradas más populares

domingo, 11 de julio de 2010

La policía india mata a tres manifestantes en Cachemira


La policía india mata a
tres manifestantes en Cachemira
La policía india disparó el martes sobre cientos de manifestantes que protestaban en Cachemira matando a tres civiles, según las autoridades, en el último episodio de violencia que se produce en la región, motivo de disputa entre India y Pakistán.
Las muertes de al menos 14 personas, la mayoría manifestantes, en las últimas tres semanas, han provocado las mayores manifestaciones contra India que se celebran en dos años en el valle de Cachemira, de mayoría musulmana. Muchos residentes de la zona culpan a las fuerzas de seguridad de las muertes.
"Las últimas protestas estallaron el martes, cuando se recuperó el cuerpo de un adolescente de un arroyo", indicó el agente de policía Mohamad Afzal.
La población local afirma que el joven había saltado al agua en la capital de verano de Cachemira, Srinagar, y se ahogó cuando le perseguía la policía durante una manifestación el lunes por la noche.
El ministro indio del Interior, Palaniapan Chidambaram, acusó la semana pasada al grupo armado paquistaní Lashkar-e-Taiba (LeT) de estar detrás de las crecientes protestas contra India, pero muchos locales creen que las protestas son en su mayoría espontáneas.
Los crecientes problemas podrían dañar el incipiente proceso de Nueva Delhi e Islamabad para reparar sus lazos después de los ataques de 2008 en Mumbai, que India atribuye al LeT.
En Islamabad, grupos de cachemires paquistaníes celebraron una protesta contra las últimas muertes.
"Quiero asegurar a mis hermanos en la Cachemira ocupada en India que seguiremos apoyándoos hasta que liberemos cada centímetro de nuestra patria de la dominación India", dijo a los manifestantes Syed Salahudin, alto mando del grupo armado cachemir Hizb-ul-Mujahideen.
La paz en Cachemira está considerada como algo crucial para el progreso en las relaciones entre ambos países, que poseen armas nucleas y reclaman la soberanía completa de la zona, pero la gobiernan por partes tras haber librado dos guerras por ella.
Las autoridades impusieron un toque de queda en Srinagar y cerraron escuelas y universidades el martes, después de que los separatistas pidieran a los estudiantes que se manifestaran contra India.
Sin embargo, miles de personas gritando "queremos libertad" tomaron las calles de Srinagar para protestar por las últimas muertes.
En el centro de la ciudad, el veterano líder separatista Mirwaiz umar Farooq lideró a los manifestantes.
"Las protestas y la desobediencia civil continuarán hasta que India retire sus fuerzas de seguridad de todas las zonas pobladas, y castigue a los culpables", afirmó Farooq.
Decenas de miles de personas han muerto en el conflicto de Cachemira, en las dos décadas desde que una revuelta contra Nueva Delhi estallara en la región del Himalaya.