Entradas más populares

jueves, 15 de julio de 2010



India y Paquistán en
el camino del diálogo

Nueva Delhi, El canciller indio, S. M. Krishna, viajó hoy a Paquistán para tratar de revivir el diálogo bilateral interrumpido tras los ataques terroristas de 2008 en la ciudad de Mumbai. El jefe de la diplomacia local, que está acompañado de la secretaria de Relaciones Exteriores, Nirupama Rao, y otros altos funcionarios de su ministerio, tiene previsto iniciar los contactos oficiales con su homólogo, Mahmood Qureshi, mañana en Islamabad.La reunión Krishna-Qureshi obedece a un acuerdo alcanzado en abril pasado por los primeros ministros Manmohan Sing (India) y Yousuf Raza Gilani (Paquistán), durante un breve contacto en la capital de Bután.En ese encuentro privado ambos jefes de gobierno acordaron comenzar a dar los pasos necesarios para retomar las conversaciones bilaterales, y restablecer la confianza mutua entre dos naciones que han librado tres guerras entre sí, y mantienen un tenso diferendo fronterizo por la región de Cachemira.Analistas locales consideran, no obstante, que ambas partes necesitarán sostener muchas reuniones más, antes de alcanzar una distención tangible, sobre todo, por lo espinoso de los temas en la agenda.Nueva Delhi, por ejemplo, acusa a Islamabad de brindar refugio a grupos radicales y separatistas anti-indios que operan desde territorio paquistaní.El desmantelamiento de esas organizaciones y el enjuiciamiento expedito de los autores intelectuales de los ataques de Mumbai se cuentan entre las condiciones impuestas por la India para retomar el diálogo integral iniciado en 2004, e interrumpido a finales de 2008.Paquistán, por su parte, no ceja en su empeño de abordar la cuestión de Cachemira, un territorio de mayoría musulmana cuyo control se disputan ambos países, y que la India se niega a tratar mientras el gobierno paquistaní no haya conjurado la amenaza del terrorismo.Desavenencias aparte, entre las medidas que los dos cancilleres podrían analizar mañana a manera de preámbulo estarían aquellas dirigidas a fomentar el comercio bilateral, y las relacionadas con el tratamiento a prisioneros y pescadores que de manera rutinaria son apresados en aguas territoriales de uno u otro país.Diferencias aparte, existen esperanzas fundadas, sin embargo, de que esta primera reunión de mañana en Islamabad represente el comienzo de la normalización de las relaciones bilaterales.