Entradas más populares

viernes, 7 de agosto de 2009

PENA DE MUERTE EN INDIA



Pena de muerte por atentado en India
Sayyed y Ansari fueron vinculados con el grupo militante Ejército de los Puros.
Un tribunal antiterrorista en India condenó a muerte a tres personas responsables del atentado de Bombay en agosto de 2003, que dejó más de 50 muertos.
Haneef Sayyed, su esposa Fahmeeda y Ashrat Ansari, fueron hallados culpables de los cargos de conspiración y asesinato.
La sentencia, dada a conocer este jueves, los responsabiliza del estallido de un artefacto cerca de uno de los monumentos más emblemáticos de Bombay, la Puerta de la India, y de una segunda bomba, que explotó en el popular mercado de joyas de Zaveri, con un saldo 54 personas muertas y heridas a 244, el 25 de agosto de 2003.
Se demostró además que el trío estaba vinculado al grupo militante islamista Lashkar-e-Toiba (Ejército de los Puros) con sede en Pakistán, al que se responsabiliza de los recientes ataques en Bombay en noviembre de 2008.
Repercusión de la condena
Los abogados de los tres detenidos indicaron que apelarán ante el Tribunal Superior de Bombay.
La sentencia de pena de muerte se impone raramente en India, y es en muchos casos demorada indefinidamente o conmutada, apunta la agencia AFP.

Fahmeeda Sayyed alega haber actuado bajo presión.
Pero el juez MR Puranik fue preciso en la sentencia. Ordenó que los tres detenidos "sean colgados por el cuello hasta morir"
El abogado de Haneef Sayyed argumentó que la sentencia debería haber sido "cadena perpetua sin derecho a libertad condicional".
Por su parte, la defensa de Fahmeeda Sayyed reaccionó ante la pena de muerte diciendo que su cliente era una pobre mujer que fue presionada por su esposo para cometer los crímenes.
El fiscal Ujwal Nikam se refirió a los atentados como "extremos y brutales", y dijo que resultaron "una masacre de personas inocentes".
Antes de dictar sentencia afirmó: "Sería una burla a la justicia si no se les impone la pena de muerte".
Sería una burla para la justicia si no se les impone la pena de muerte.
Ujjwal Nikam, fiscal
Los tres acusados, todos oriundos de Bombay, fueron condenados bajo la ley india de prevención de actos terroristas.
Otros dos acusados en relación con los ataques de 2003, Mohammed Ansari and Mohammed Hasan, fueron liberados por un tribunal especial el pasado año.
El vínculo pakistaní
Los jueces aseguran que los tres detenidos eran miembros del grupo Lashkar-e-Taiba, algo que ellos niegan.
El Ejército de los Puros es uno de los grupos militares más militantes que pelean contra el control indio en Cachemira.

Los ataques, el 25 de agosto de 2003, dejando 54 personas muertas y heridas a 244.
Fue prohibido en Pakistán en enero de 2002, en medio de presiones después de los ataques del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos.
Hasta ese momento, el grupo operaba abiertamente en Pakistán, recolectando fondos y reclutando miembros.
Lashkar-e-Taiba fue también acusado de los atentados con bombas en la ciudad india de Nueva Delhi, en octubre de 2005, que mataron a 60 personas. El grupo además es considerado responsable de los atentados en centros turísticos de Bombay en noviembre de 2008, en los que un grupo de hombres armados mataron a 166 personas.