Entradas más populares

viernes, 26 de septiembre de 2008

RETOMAN NEGOCIACIONES AGRICOLAS


Retoman en Ginebra negociaciones multilaterales agrícolas
Ginebra, 25 sep (PL) Las negociaciones agrícolas en la Organización Mundial de Comercio (OMC) fueron retomadas hoy en Ginebra, tras un encuentro efectuado este mes entre funcionarios de siete importantes economías, que concluyó sin un acuerdo sobre ese tema.
En las conversaciones iniciadas este jueves, se buscará un entendimiento sobre la reducción de los subsidios a la agricultura, y acerca de un mecanismo especial de salvaguarda y una mayor liberalización comercial.
A juicio del embajador de India ante la OMC, Ujal Singh Bhatia, las pláticas sobre el tema agrícola deben ir más allá del recorte de aranceles y subvenciones, y de integrar a la agricultura a las reglas de comercio mundial.
No se puede tratar esa rama sólo desde la perspectiva del acceso al mercado, pues hay cientos de millones de personas pobres que trabajan en el agro, argumentó Bhatia.
Hay asuntos de seguridad alimentaria que involucran a toda la población mundial, enfatizó el funcionario.
Hasta la fecha el tema agrícola ha sido el nudo gordiano que ha impedido un término feliz del ciclo de negociaciones lanzado en la capital de Qatar en 2001 entre todos los países de la OMC, conocido como Ronda de Doha o del Desarrollo.
El director general de ese organismo, Pascal Lamy, dijo hoy que espera que se pueda establecer una pauta de acuerdo en agricultura y bienes industriales, que permita terminar con éxito la Ronda antes de finalizar el año.
En julio último tuvo lugar en Ginebra una mini conferencia ministerial de la OMC, la cual contó con la participación de unos 35 ministros de comercio de esa agrupación, integrada por 153 naciones.
Sin embargo, en esa ocasión tampoco se logró un consenso en la temática agrícola, tanto en los subsidios a los productores como en la propuesta de India sobre el mecanismo especial de salvaguarda.
El objetivo de este último sería permitir a los agricultores de países pobres capear el creciente flujo de importaciones.
Las potencias comerciales como Estados Unidos y la Unión Europea presionan a las naciones subdesarrolladas a que abran sus mercados de ese sector y a una mayor liberalización del comercio mundial.
Sin embargo, para no pocos países del Sur una mayor apertura, en las desiguales condiciones actuales del intercambio internacional, podría amenazar la subsistencia de sus agricultores, al exponerlos a la competencia global.