Entradas más populares

jueves, 14 de agosto de 2008

CACHEMIRA LIBRE E INDEPENDIENTE


EXIGEN INDEPENDENCIA PARA CACHEMIRA

Miles de musulmanes marcharon el jueves por las calles de Cachemira para exigir su independencia de la India, horas después de que su archirival Pakistán llamó a las Naciones Unidas para que intervenga y detenga lo que calificó como enormes violaciones a los derechos humanos en la dividida región del Himalaya.

La declaración de Pakistán detonó un reproche de la India, que la llamó de "profundamente inaceptable''.

Más de seis semanas de turbulencia en la parte india de Cachemira han enfrentado a la mayoría musulmana de la región con su minoría hindú, con un resultado de por lo menos 34 muertos, muchos de ellos manifestantes abatidos a disparos durante los choques violentos con la policía y los soldados.

Los disturbios se han caracterizado por ataques a poblados e incendios en cuarteles de policía. Por lo menos en una ciudad se pidió a las fuerzas de seguridad que abrieran fuego apenas vean a cualquier manifestante que viole el toque de queda.

La muerte más reciente ocurrió el jueves, cuando la policía abrió fuego contra manifestantes en Srinagar, la principal ciudad de Cachemira, mató a por lo menos una persona e hirió a otras tres, dijeron la policía y autoridades hospitalarias.

Las protestas comenzaron luego de que el gobierno de la India divulgó un plan para transferir tierras a un templo hindú en Cachemira, que fue abandonado rápidamente.

Otro hombre, un hindú, se suicidó el jueves en Jammu, la única ciudad de Cachemira con mayoría hindú, en protesta por la decisión gubernamental de desechar el plan. Fue el segundo hindú en matarse en señal de protesta.

En las semanas que han pasado desde que empezaron las protestas, los disturbios han liberado tensiones acumuladas entre musulmanes e hindúes en Cachemira, amenazando con romper los lazos entre la India y su único estado de mayoría musulmana.

También crecen los temores de que la violencia desactive choques entre hindúes y musulmanes en otras partes de la India donde los partidos políticos nacionalistas hindúes han estado organizando protestas rivales y llamando al gobierno para que devuelva las tierras al templo.

Las protestas más recientes, que empezaron durante la noche en Srinagar y continuaron el jueves, estallaron por un rumor de que las fuerzas de seguridad estaban irrumpiendo en casas y golpeando a mujeres y niños.

"Esta es una cuestión de nuestro honor, salgan de sus casas'', rezaron anuncios difundidos por los sistemas de sonido público en varias mezquitas de Srinagar.