Entradas más populares

miércoles, 9 de julio de 2008

GITANOS PUNJABIS


JUAN DE DIOS RAMÍREZ-HEREDIA PRESIDENTE DE LA UNIÓN ROMANÍ
«Los gitanos queremos ser más conocidos para despertar más simpatía»
«Que el mundo mire el ejemplo de Andalucía, donde la convivencia con los payos es modélica»
Juan de Dios Ramírez-Heredia, durante una pausa en el Palacio de Miramar, junto a Arantza Urretabizkaia.
Diputado socialista en Europa y el primer gitano que ocupó escaño en el Congreso de los Diputados, Juan de Dios Ramírez-Heredia, preside la Unión Romaní, que defiende la lengua común de este pueblo de 14 millones de habitantes, un país sin territorio en la Europa sin fronteras, una gran minoría visible pero desconocida que pretende, precisamente, darse a conocer al mundo.
- De sus palabras se desprende que los payos no conocemos a los gitanos.
- Así es, pero no hablo de culpables. Simplemente creo que somos unos desconocidos, y que lo que se conoce se ama, desaparecen los miedos y las prevenciones infundadas y en consecuencia nacen corrientes de simpatía. Por lo menos lo que se conoce se respeta, y es que aquí nadie es más que el otro. Pedimos que se reconozca la dignidad del gitano.
- Son un pueblo sin tierra, expandido por el mundo, nómada, algo que quieren seguir manteniendo.
- Somos lo que somos y queremos seguir siendo lo que somos. Tenemos una herencia que nos pertenece y que debemos transmitir a nuestros hijos, manteniendo la autoestima. No quiere decir ésto que no tengamos un espíritu crítico con cosas que hacemos, y estamos dispuestos a ceder para conseguir la convivencia. Hay que ceder por las dos partes de las sociedades en las que vivimos.
- Pero hay cosas que parecen ancladas en el pasado.
- Pero es que aquí no hay milagros ni varitas mágicas, 'La casa de Santa María no se hizo en un día'. A los payos les ha costado siglos de lucha social para llegar a dónde están y cuando se habla de machismo en nuestras costumbres se olvida que todavía la mujer no ha logrado alcanzar en occidente el grado de libertad y dignidad que le corresponde.
- Dicen que ustedes no se adaptan a los países y que vuelven la espalda al progreso.
- No es cierto. La tierra es de todos y tenemos derecho a movernos. Las inmigraciones y los movimientos poblacionales se seguirán produciendo, por mucha alambrada eléctrica o soldados que se pudieran desplegar en las fronteras. Como decía Alfonso Guerra: 'El hambre tiene siempre más fuerza'. En cuanto a la modernidad yo creo que la televisión nos ha ido descubriendo a los gitanos un mundo distinto, al que queremos incorporarnos. Siempre hemos tenido fascinación por el cine y ahí está el ejemplo de la India, de donde procedemos, con más películas producidas que en Hollywood. Lo importante es que los gitanos hemos tomado conciencia de serlo.
- ¿Y de su adaptación?
- Pediría al mundo que mirara el ejemplo de Andalucía, donde ya no sé si los andaluces están agitanados o los gitanos andaluzados. Con respecto al error que se vende en La Cartuja -y aquí hago una crítica a mi partido, el PSOE-, Andalucía no es la tierra únicamente de las tres culturas -cristiana, judía y árabe- sino de las cuatro, porque hay que incluir la cultura gitana. Sin los gitanos Andalucía no sería la misma, ni mejor ni peor, pero no la misma.
- Habla de los gitanos como de un colectivo que parece unido.
- Es que estamos mucho más unidos que otros. Tenemos la conciencia de pertenencia a un pueblo común, que nos hace identificarnos con el gitano húngaro o con el rumano. Luego está el idioma, el romano, que es una realidad y que hablan 8 millones de los 14 millones de gitanos que habitamos en este planeta.
- Sitúeme en cifras la población gitana en el mundo.
- Ya he dicho que somos 14 millones, de los que 10 viven en Europa y 2 en América del Norte -Estados Unidos y Canadá-. De los 10 millones de gitanos europeos, 8 se encuentran ubicados en la Europa del Este y 2 en la zona occidental. En España vivimos 650.000 gitanos, quizás un poco más. Eso sin tener en cuenta los 40 millones de habitantes del Punjab en la India, la zona de donde procedemos, ya que algunas de estas personas tendrán relación con nuestros antepasados comunes.
- ¿O sea que proceden de la India?
- Sí de la región del Punjab, a orillas del río Indo, una zona limítrofe entre la India y Pakistán.
- ¿Y cómo llegaron aquí?
- En el siglo XI hubo una invasión en el Punjab y salimos de allí hacia occidente. Hay un documento de 1302 encontrado en la isla griega de Corfú donde ya se habla del pueblo gitano. Antes de esos años ¡vaya usted a saber! ¡Hasta dicen que descendemos de una tribu de Israel! A mí, haciendo un chiste, me gusta pensar que somos descendientes de Adán y Eva, pero no de ésta última, sino de la primera mujer que tuvo Adán, ya que a Eva, tras comer la manzana prohibida, Dios le castigó a ganarse el pan con el sudor de su frente, algo a lo que no estamos dispuestos los gitanos (risas).
- Algunas teorías hablan de un origen egipcio.
- Pero es que aquí se produce una confusión, ya que Turquía -paso obligado para todos los que desde oriente se acercaban a occidente- era denominada Egipto Menor. Por allí pasaron todos los gitanos que llegaban a Europa, de ahí la interpretación errónea, aunque luego Lola Flores se denominara 'La Faraona' no tenemos nada que ver con los faraones de Egipto.