Entradas más populares

martes, 8 de julio de 2008

DIMISION DE PRIMER MINISTRO EN CACHEMIRA

El Primer ministro de Cachemira india anuncia su dimisión al perder apoyo
El primer ministro de la Cachemira india, Ghulam Nabi Azad, anunció hoy su dimisión tras perder el apoyo de la mayoría parlamentaria a causa de los disturbios religiosos registrados en la región estos últimos días. Azad tenía previsto someterse a una moción de confianza en la Cámara regional, pero finalmente optó por pronunciar un discurso en el que repasó sus logros durante sus 43 meses de Gobierno de coalición y anunció su dimisión, informó la agencia india IANS. "Voy al Palacio Regional para presentar mi dimisión al gobernador", dijo Azad a los periodistas.
Azad llegó al Gobierno de Cachemira (en el norte de la India) en noviembre de 2005 gracias a un acuerdo de coalición entre su formación (el Partido del Congreso) y el Partido Popular Democrático (PDP).
Pero el PDP, que tiene 17 diputados en la cámara regional, ha retirado su apoyo a Azad por diferencias respecto a la asignación de terrenos forestales a un organismo que promueve peregrinaciones hindúes en Cachemira.
En los últimos diez días se han producido varias protestas violentas en el valle de Cachemira protagonizadas por la mayoría musulmana de la zona, que se oponía a la transferencia de 40 hectáreas de terreno forestal al organismo encargado de la peregrinación anual al santuario hindú de Amarnath.
El Gobierno regional cedió a la presión, desistió de su intención de transferir las tierras y solicitó al Gobierno central indio que se ocupara de la gestión de la peregrinación de Amarnath, a la que cada año se suman miles de hindúes.
Pero esa última decisión de las autoridades cachemires provocó el descontento de la población hindú, que tomó las calles para hacer oír sus protestas en disturbios que causaron más de 200 heridos.
La cueva de Amarnath es un popular destino de los peregrinos porque, según la tradición hindú, el dios Shiva reveló ahí el secreto de inmortalidad a su esposa Parvati.
La leyenda dio lugar a la creencia de que aquel que peregrina hasta allí obtendrá a su vez la "moksa" o liberación.