Entradas más populares

jueves, 10 de abril de 2008

ECONOMIA INDIA CRECERA 8%

La economía india crecerá un 8% este año en período 'histórico', según Singh
La economía india crecerá un 8 por ciento en el año fiscal entrante, según aseguró el vicepresidente de la Comisión india de Planificación, Montek Singh, quien asumió que la India no saldrá indemne de una hipotética recesión mundial.'No somos independientes de la economía mundial. Si el mundo baja, nosotros también. Pensamos crecer un ocho por ciento este año, pero mucho dependerá de cómo reaccionará la economía mundial a la crisis estadounidense', dijo Singh.Creada en los 50, con una inspiración soviética ya abandonada, la Comisión de Planificación india mantiene todavía sus llamativos Planes Quinquenales, pero es clave en la India del liberalismo: determina el destino de los fondos públicos y marca las líneas prioritarias del Gobierno.Líneas que Singh resume, en entrevista a Efe, en una mejora masiva de las infraestructuras, una atención máxima a la educación para aliviar el déficit de mano de obra cualificada y, sobre todo, en la extensión del crecimiento a las capas sociales desfavorecidas, en su mayoría ocupadas en un sector agrícola que renquea.'Debemos demostrar que nuestro crecimiento es inclusivo. Este es nuestro mayor desafío. La gente debe percibir que los cambios económicos están asociados a la movilidad social', mantiene.El actual Plan Quinquenal, según el vicepresidente, está dedicado a incorporar al crecimiento a los cientos de millones de personas que viven con menos de 0,3 euros al día y ven los rascacielos de las urbes indias a una mayor distancia mental que geográfica.Pero hay otras tareas también urgentes: el país necesita una inversión de 500.000 millones de dólares sólo en infraestructuras y la escasez de mano de obra cualificada (dos millones de personas sólo en el sector sanitario) amenaza con frenar el crecimiento.'Nuestras necesidades laborales están aumentando de manera pronunciada: hace falta una base fuerte de desarrollo cualificado y extender la educación, porque esto puede marcar la diferencia', dice el dirigente en su enorme despacho del centro capitalino.Singh, que viste un turbante celeste similar al que usa el primer ministro, su amigo y jefe Manmohan Singh, también está de acuerdo con él en la receta económica de la India: mantener el ritmo de crecimiento al nueve por ciento durante cinco años.La India ha pasado en dos décadas de ser considerado el 'enfermo de Asia' a galopar al nueve por ciento anual, pese a que muchos de sus habitantes siguen anclados en una economía de subsistencia y la agricultura crece modestamente.'Estamos en un momento histórico. En 1975, el club de Roma aseguró que la India estaba muerta. Y hoy en día somos el sabor del mes, la deseada de los inversores. Es un cambio cualitativo enorme', sostiene Singh, número dos del primer ministro en la Comisión.A su juicio, el momentum indio está marcado por los efectos positivos que ha traído la globalización ('ha brindado oportunidades tremendas') a su país, que además es 'lo suficientemente grande como para no quedar ahogado en el plano cultural'.'Los jóvenes indios tienen un nuevo sentido de la confianza en sí mismos. Ya no tienen la mentalidad colonial de las generaciones anteriores', dice Singh.'Un indio de 45 años clase media-baja sabe que no será rico. Pero si cree que su hijo puede llegar a serlo, esto es ya una motivación.Creo que debemos juzgarnos a nosotros mismos por la cantidad de movilidad social que somos capaces de proveer', continúa.Esta movilidad, ¿ilustra un nuevo sueño indio? 'Sí, un nuevo sueño. Realmente -concluye el vicepresidente- es un viejo sueño indio, pero quizá nos estamos dando cuenta ahora. O que siempre lo dijimos, pero nunca lo tuvimos'.