Entradas más populares

domingo, 11 de noviembre de 2007

A bajo el Estado de Emergencia! A bajo el dictador Musharraf!
Declaración de Revuelta Global: Musharraf tambalea. El aliado incondicional de los Estados Unidos, la figura festejada y alabada por Zapatero durante su reciente visita al Estado español, está mostrando ante el mundo entero aquello que el pueblo de Pakistán sabe desde el primer día: Musharraf es un dictador, el régimen del cual se basa en última instancia en la represión más cruda.
En los cinco primeros días desde la declaración del Estado de Emergencia –la instauración de la ley marcial y la conversión del país en un estado policiaco y militar- han sido detenidos, bajo la Ley Antiterrorista, 1.734 activistas, periodistas y abogados sólo en la provincia del Punjab, con cifras similares en otras provincias.A pesar de esto, la oposición abierta al régimen no deja de crecer. Los abogados, quienes han estado al frente de las protestas desde el inicio, continúan su resistencia mediante una huelga indefinida exigiendo la retirada de la nueva Orden Constitucional Provisional, mientras los jueces del Tribunal Supremo se niegan a prestar juramento bajo esta orden.Pero ahora los estudiantes de las principales ciudades del país también se han rebelado, y ante el empuje que está adquiriendo la oposición incluso Benazir Bhutto, la exprimera ministra, quien había dado su apoyo a Musharraf a cambio de la retirada de los cargos de corrupción que pesaban sobre ella, se ha pronunciado contra el régimen y le ha lanzado un reto: “restaure la constitución o haremos una larga marcha desde Lahor hasta Islamabad”.El dictador se está quedando cada vez más solo dentro el país, conservando únicamente el apoyo de dos partidos socios del gobierno y, por supuesto, el del ejército. A nivel internacional, algunos gobiernos han empezado con prudencia a distanciarse del régimen, verbalmente cuando menos.Junto con los acontecimientos de los últimos días, cualquier análisis de la situación debería tener en cuenta también otros factores como por ejemplo el aumento de las fuerzas islamistas, el ataque sanguinario ordenado por Musharraf contra la Mezquita Roja, los atentados que han causado centenares de víctimas y los conflictos armados que han provocado un elevado número de bajas en las regiones fronterizas con Afganistán.Igualmente, pero, es importante no olvidar el cuadro social y económico. El régimen ha acentuado la política neoliberal de los gobiernos anteriores con el resultado de constantes aumentos de precios y más paro. Pese a la existencia de una clase media urbana no negligible, más del 70% de la población vive en la pobreza extrema.La izquierda paquistaní, pese a su debilidad y la represión que está sufriendo, está participando plenamente en las movilizaciones y ha sido uno de los principales animadores de la revuelta estudiantil.Varios miembros del Labour Party Pakistán, organización que mantiene relaciones con la Cuarta Internacional, han sido detenidos, mientras Farooq Tariq, su secretario general, ha tenido que pasar a la clandestinidad. Desde allá ha hecho un llamamiento a la solidaridad para que se organicen concentraciones ante las embajadas paquistaníes en cualquier parte del mundo.En estos momentos Revolta Global está intentando promover una concentración ante el consulado en Barcelona con el más amplio abanico de fuerzas posible por pedir la retirada del Estado de Emergencia, la dimisión de Musharraf y la celebración de elecciones.http://www.revoltaglobal.cat/